Principal
Bibliografía
Publicaciones
Relación cuentos
Sinopsis cuentos
Novelas
Teatro
Crónicas
Poesía
Correspondencia
Textos íntegros
Obras sobre M.
El naturalismo
Opina él
Opinan otros
Álbum de fotos
Hemeroteca
Esther Benítez
Taller literario
Cine
Miscelánea
Grabados
Los Litzelmann
Cronología
Geografía
Estadísticas
Veladas de Médan
Textos completos
Descargas
Novedades
Enlaces
Mapa del sitio
¿Dónde está M.?
Webmaster
I.E.S. Xunqueira I

© José Ramos

        Bola de sebo y otros relatos

          En consonancia con la orientación didáctica de la colección "Aula de Literatura" de la editorial Vicens Vives, este libro va acompañado de una introducción y notas aclaratorias, y una parte final de propuestas de trabajo que analizan el libro desde el punto de vista literario y que incorporan, en unas actividades de síntesis, reflexiones de carácter ético, sociológico y sicológico.

NOTA.- Los textos desde aquí vinculados, son producto de otras traducciones independientes de las contenidas en el libro citado por respeto a los legítimos derechos de traducción. Han sido  realizadas especialmente para este sitio o bien establecidas a modo de enlaces, en ventanas independientes, a otras páginas web ajenas a este trabajo.

Bola de sebo.- Una prostituta despreciada reparte su comida con los burgueses que la acompañan asqueados en un viaje.
También le da a aquellos conciliadores burgueses una clase de patriotismo, cuando un oficial invasor detiene el coche y demanda los favores de la prostituta como condición para permitirles continuar el viaje. Viendo que sus vidas dependen de Bola de Sebo, los burgueses recurren a todo tipo de halagos. La prostituta finalmente se entrega al enemigo y éste permite que el carruaje siga su marcha. Como si nada hubiera sucedido, las señoras y señores burgueses recobran sus posturas distantes y llenan de reproches a la mujer vulgar y "pecadora". Renacido el desprecio, la pobre muchacha no tiene otro consuelo que sus propias lágrimas.          

Una partida de campo.-Una familia pasa un domingo en el campo a orillas del Sena. Dos jóvenes remeros invitan a la madre e hija a un paseo en yola mientras los hombres duermen la siesta embotados por la comida y el alcohol. El paseo se convertirá en algo más que un simple e inocente recorrido fluvial.   

Mademoiselle Fifí.-Un grupo de oficiales prusianos establecen su base de operaciones en un palacio señorial ubicado en las proximidades de una aldea ocupada y pasan los días entreteniéndose en destrozar las maravillosas obras de arte y el magnífico mobiliario que el noble propietario de la mansión, en su huida,  no pudo salvar de los invasores.
Tanto es su aburrimiento que deciden dar una fiesta y para ello invitan a un grupo de cinco prostitutas de la aldea. Durante la cena y cegados por el alcohol, profieren gritos patrióticos y humillantes para el pueblo francés. Una de las mujeres les hace frente heroicamente.           

Aparición.- La mujer, antaño fallecida, apareció de súbito en la habitación pidiéndole desesperadamente que peinase su larga cabellera negra.  

Mi tio Jules.-  Un pariente emigrado a América aparece de pronto. Su situación es tan lamentable que los vínculos de la sangre quedan relegados al olvido.

La confesión.- Su hermana menor agonizaba y en su lecho de muerte confiesa, ante ella y el sacerdote, los actos execrables que de joven cometió y que marcaron de forma definitiva la vida de ambas.

Dos amigos.-  En pleno asedio de París y cuando las tropas prusianas se acercaban a la ciudad, dos amigos aficionados a la pesca deciden tomar sus bártulos y dirigirse a una zona a orillas del Sena pese al peligro de encontrarse con el enemigo invasor. Cuando ya habían capturados unos cuantos ejemplares, una patrulla enemiga los detiene y los acusa de espionaje.

El collar.- Ella era un mujer a la que la naturaleza  había dotado para ser bella y admirada. Cierto día, en una noche embriagada de felicidad, pierde un collar que una amiga le prestó para el evento. A partir de ese momento su vida queda hipotecada con un único objetivo: poder pagar la pérdida de la joya.      

La mano.- Un juez describe, ante una horrorizada audiencia femenina, el caso de un inglés asesinado en extrañas circunstancias, no habiendo explicación racional para el caso.  

La abuela Sauvage.- Una anciana, en un acto de amor maternal, venga fríamente la muerte de su hijo en la guerra franco prusiana    

El pordiosero.-  Cruda historia de un pedigüeño tullido que circunscribe su vida a una comarca reducida donde los lugareños acaban cansándose de él y lo hacen culpable de robo sin que su miseria sea un atenuante para sus actos.

El soldadito.-  Los dos soldados cuando salían del regimiento iban a pasear al campo donde conocieron a la moza de la vaca. Uno de ellos fue el elegido, el otro se sintió traicionado.

La pequeña Roque.-  El cartero del pueblo, en su ronda habitual, descubre el cadáver de la pequeña Roque. Ha sido violada y estrangulada. El alcalde, el médico y el juez acuden prestos al lugar de los hechos y comienzan las pesquisas que ningún resultado dan. Al final el caso se aclara de la forma más inesperada

El albergue.-  Dos hombres quedan aislados por las nieves de la montaña en un albergue durante tres meses. Al cabo de unos días, uno de ellos sale de caza y no vuelve. La soledad hace que el otro se vuelva loco de atar.

El puerto.-  Un barco llega a puerto repleto de hombres rudos y con meses de inactividad amorosa. En un bar uno de ellos se relaciona con una prostituta que le dará una dramática noticia.

Las tumbales.-  Dícese de las mujeres que, aprovechándose de la pena de los viudos que visitan las tumbas de sus esposas fallecidas, conquistan sus corazones y haciendas, simulando compartir el mismo dolor.